Contáctenos      Alumnni      Planta Docente      Publicaciones      Noticias      Eventos      Portal de Estudiantes

La influencia del conflicto trabajo-familia en el burnout durante la pandemia de la COVID-19: El efecto de la sobrecarga de teletrabajo

Artículos Relacionados

Empiezan a
difundirse estudios de cómo ha incidido el teletrabajo en colaboradores

Los investigadores Paola Ochoa y David Coello de ESPAE, junto a Holger Barriga, Ronald Campoverde y Milton Paredes de la Facultad de Ciencias Sociales y Humanísticas de la ESPOL, publicaron recientemente el artículo: :  “The Influence of Work–Family Conflict on Burnout during the COVID-19 Pandemic: The Effect of Teleworking Overload”  en la revista International Journal of Environmental Research and Public Health. El estudio tuvo como objetivo analizar el impacto del conflicto trabajo-familia en las dimensiones del burnout -síndrome del trabajador quemado- en el contexto del teletrabajo emergente como consecuencia de la pandemia COVID-19. La muestra utilizada para la investigación estuvo conformada por 1.044 trabajadores de la ciudad de Guayaquil, quienes teletrabajaron durante la última semana de julio de 2020.

La pandemia de la COVID-19 trajo consigo grandes transformaciones en el mundo del trabajo y las organizaciones, especialmente con la adopción del teletrabajo como medida para contener los contagios y continuar con las operaciones. La Organización Internacional del Trabajo, en su reporte Challenges and Opportunities of Teleworking in Latin America and the Caribbean, indica que, si bien el teletrabajo como modalidad no es nuevo, su adopción en el contexto de la pandemia provocó que aspectos como la organización del trabajo, la salud ocupacional y la adquisición de nuevas competencias, cobren aún más relevancia. Los autores del estudio señalan que, si bien la literatura existente destaca las ventajas del teletrabajo, los impactos negativos en la salud de los trabajadores también son relevantes para la discusión de académicos, empleadores y el sector público.

En Ecuador, el teletrabajo y su implementación en el sector privado empezó a ser regulado en 2016. Sin embargo, a partir de la emergencia sanitaria declarada en marzo 2020, se incorporaron nuevas normativas que establecieron un marco general para su aplicación emergente en el contexto de la pandemia, como los Acuerdos Ministeriales Nro. MDT-2020-06 y MDT-2020-181 y la Ley Orgánica de Apoyo Humanitario. De acuerdo con las estadísticas del Ministerio del Trabajo, más de 208 mil trabajadores adoptaron al teletrabajo emergente como modalidad laboral a inicio de la pandemia, cifra que se incrementó a más de 457 mil trabajadores en julio de 2021.

Entre los hallazgos del estudio destacan los altos niveles de conflicto trabajo-familia y familia-trabajo reportados por los participantes, siendo mayor la presencia de estos conflictos de rol en aquellos trabajadores que indicaron haber teletrabajado por más de 8 horas diarias en comparación con aquellos que teletrabajaron menos de 8 horas al día. A nivel general, los resultados del estudio proporcionaron evidencia en cuanto a que a mayores niveles de conflicto trabajo-familia y familia-trabajo se presenta una mayor percepción de burnout. Específicamente, se determinó que el conflicto trabajo-familia está asociado en mayor medida con la dimensión de fatiga física, mientras que el conflicto familia-trabajo influye principalmente en mayor agotamiento emocional.

De acuerdo con los autores de la investigación, la presencia de altos niveles de conflicto trabajo-familia y familia-trabajo se debe, entre otros factores, a que durante la pandemia se experimentó un aumento de la intensidad de las tareas y responsabilidades y se desvanecieron los límites entre el entorno familiar y las actividades laborales. Finalmente, los autores destacan en el estudio que la sobrecarga de trabajo, sea en teletrabajo o en cualquiera otra modalidad, es un riesgo psicosocial que debe ser prevenido a través del diseño de políticas organizacionales y públicas orientadas a incentivar el bienestar de los trabajadores, especialmente en teletrabajo.

Lea el estudio completo, aquí.

Sobre los autores:

Holger Barriga Medina
Doctor en Administración de Empresas por Centrum PUCP (Perú) y Profesor en la Facultad de Ciencias Sociales y Humanísticas de la ESPOL. Sus intereses de investigación son emprendimiento, finanzas, recursos humanos, innovación y marketing.

Ronald Campoverde Aguirre
Doctor en Gestión Estratégica de Negocios por Centrump PUCP (Perú) y Profesor en la Facultad de Ciencias Sociales y Humanísticas de la ESPOL. Sus intereses de investigación son comportamiento organizacional, gestión de procesos de cambio e implementación de innovación.

David Coello-Montecel
Economista e Investigador en ESPAE Graduate School of Management, ESPOL. Sus intereses de investigación son comportamiento organizacional, organización industrial y economía laboral.

Paola Ochoa Pacheco
Doctora en Psicología Social por la Universidad Autónoma de Barcelona. Profesora-Investigadora en ESPAE Graduate School of Management, ESPOL. Sus intereses de investigación incluyen bienestar, riesgos psicosociales, teletrabajo, competencias digitales y significado del trabajo.

Milton Paredes-Aguirre
Estudiante de Doctorado en EGADE Business School y Profesor en la Facultad de Ciencias Sociales y Humanísticas de la ESPOL. Sus intereses de investigación son recursos humanos y comportamiento organizacional.